A mi padre

 

Aunque sobren las palabras, gracias.

Gracias por arroparme tantas noches;

por enseñarme de la vida, los valores;

por regalarme siempre tu tiempo libre;

por avisarme de los peligros, sin sujetarme;

por tratar de guiar mis pasos cuando se perdían.

Será por motivos…

 

También te admiro, lo sabes.

Me encanta y admiro la sencillez de tu alegría

por las pequeñas grandes cosas.

La honestidad en tus principios.

La simpleza de la felicidad en una sola frase:

Que la vida es simple 

y descubrirlo en tu sonrisa

al mostrarme la mejor compra del mercado,

o al decirme que no son churros,

¡Que en Graná son tejeringos!

 

Gracias por enseñarme que el auténtico valor

está en los hechos y no en las palabras

que se lleva el viento.

Aún así quiero regalarte estos versos.

Porque no necesito escuchar de tu boca

lo que me demuestras con tu vida:

Yo también te quiero.

 

IMG_4977.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s